Muy interior, de la Alhambra se presentan algunos de los elementos típicos de la arquitectura andalusí: como el arco de herradura con alfiz, las Albergas, o también el capitel de la Alhambra.
Uno de los elementos que más impresiona de la Alhambra es la Bóveda de Mocárabe, que está hecha por celdillas o alveólos superpuestos.
Los mocárabes son motivos decorativos hechos con prismas que se colocan consiguiendo una sensación de profundidad. Todos los mocarabes de la Alhambra están formados por prismas básicos.
Los arquitectos de la Alhambra querían cubrir decorativamente cada espacio, por muy pequeño que fuese. Con la combinación de estas formas geométricas sorprenden al visitante con su complejidad y belleza. Esta decoración se emplearon abundantemente en la decoración de los palacios nazaríes, como en capitales de columnas, como en frisos de paredes, arcos y bóvedas. La mayoría de los arcos que hay son falsos, que no sujetan ninguna estructura, simplemente decoran.
Los elemento que más fueron utilizados: el ataurique, decoración vegetal, la lacería y las redes de rombos.
En la Alhambra se emplean un tipo de columnas que no aparecen en ninguna otra construcción. Es una columna de fuste cilíndrico muy fino, con una base que presenta una moldura cónvaca y está ordenada por anillos en su parte superior.
En el Palacio de Comares destacan dos salones situados frente a frente. Son los salones de los Abencerrajes y de las Dos Hermanas.
external image Fotos+Granada-C%C3%BAllar+084.jpgexternal image sala2hermanas.jpgexternal image 9936-large.jpgexternal image 14alfizyenjutamudjaresdtt1.jpg
Sala de los Abencerrajes Sala de Dos Hermanas Aturique Alfiz
Fdo por: Estela Moreno y Mª José Romera